Posteado por: M | 13 diciembre 2009

El Estado de mercado, el terrorismo y los derechos de la mujer

Con EE UU empeñado en dos guerras lejanas contra el terrorismo, especialmente el de inspiración islamista, no faltan los libros dedicados a analizar el fenómeno del nuevo enemigo que sustituye al comunismo como desafío global. Uno de los más importantes ha sido escrito por Philip Bobbitt, profesor de la universidad de Columbia, de Nueva York, que enseña también en Austin (Tejas) y Londres y fue consejero del presidente Carter. El libro se titula Terror and Consent. The Wars for the Twenty Century (editado por Alfred A. Knopf, 672 pp.).

El volumen ha suscitado grandes elogios académicos y periodísticos, hasta el punto de que Niall Ferguson lo ha descrito como “el más profundo escrito sobre la política exterior norteamericana desde el final de la guerra fría” hace 20 años. Otros creen, por el contrario, que la misma ambición descomunal del autor hace que la disertación resulte excesiva y a veces confusa.

Bobbit cree superada la era que se inició con el tratado de Westfalia (1648), dominada por los Estados-nación en Europa, y sostiene que ahora oímos los primeros vagidos de una nueva entidad, el “estado de mercado”, cuyas características son similares a las de una multinacional que trata a sus ciudadanos como consumidores.

El subproducto de la nueva situación geoestratégica es el terrorismo, que actúa como un parásito que se aprovecha de la tecnología y las redes de comunicación para organizar la guerra contra la nueva entidad estatal.

El libro de Bobbit ha sido considerado como un manifiesto para un nuevo atlantismo a fin de mantener el papel dominante de la alianza transatlántica. Una nueva misión para la OTAN, como demandan algunos. Pero el profesor Kenneth Anderson. Catedrático e investigador norteamericano de prestigio, se pregunta con inquietud “si la esperanzas que Bobbit deposita en el Estado de mercado, con su carácter decididamente libertario, progresista y contractual, con su celebración de las libertades del consumidor sobre las obligaciones del ciudadano, están suficientemente justificadas”. Si se repara en que Bobbit fue consejero de Carter, implicado en la petropolítica de éste, los recuerdos que tenemos son los del fracaso estrepitoso de una compulsión apaciguadora.

Para los que están interesados en todo lo que concierne al islamismo militante y a las voces de emancipación que aisladamente se escuchan en el mundo árabe-musulmán, me permito recomendar el libro titulado Une femme en colère. Lettre d´Alger aux européens désabusés, de la abogada argelina Wassyla Tamzali, que fue directora de los derechos de la mujer en la Unesco. El libro acaba de ser editado por Gallimard (París, 2009).

Preguntada por Le Monde (11 de diciembre) sobre las muchachas musulmanas que en Francia reivindican el ir vestidas con el velo, Tamzali responde:

“Han caído en una trampa. Algunas llevan el velo por juego, por provocación, pero también por rebelión contra el orden dominante, como una manifestación de su libertad. Tengo muchas ganas de decirles que no pueden expresar su libertad si se hunden atadas de pies y manos en una cultura cuyo objetivo es la dominación de las mujeres.” 

Anuncios

Responses

  1. Muy bien x Tamzali. El tema es de LIBERTAD no la anécdota de ir o no cubiertas.Total si la moda lanzara llevar velo,estoy se gura q las las mas coléricas lo adoptarían como cool etc.

    Me gusta tu blog.Te iré comentando y me permito recomendarlo a amistades.
    Feliz año .Eso sí ,tengo que ponerme al día en las lcturs xq hay mucha tela

    Saludos


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: